De Las Palmas a Agaete, ruta en Gran Canaria

Valle de Agaete

Valle de Agaete, Gran Canaria

En verano o en invierno, poco importa la época del año en la que vayas a Gran Canaria. De sus playas puedes disfrutar todos los días. Tal vez con alguna pequeña diferencia de temperaturas, pero si no hace suficiente sol bien puedes disfrutar del contraste de una isla que ofrece desde pueblos tradicionales a otros volcados totalmente en el turismo de masas.

Para conocer estos extremos puedes llevar a cabo una ruta que te dirija desde la capital, Las Palmas de Gran Canaria, hasta el municipio de Agaete. Un recorrido para hacer fácilmente en coche y que te mostrará los principales atractivos del norte de la isla. Todos los detalles de alojamiento y demás lo encontramos en Destinia, para que no te falte de nada.

Si tu intención es salir desde Las Palmas has de poner dirección a Santa Brígida, uno de los primeros lugares a los que llegó el turismo a Gran Canaria, allá por el siglo XIX. Aquí debes hacer una excursión hasta la Caldera de Bandama, en el parque natural del mismo nombre, con un kilómetro de diámetro y más de 200 metros de profundidad.

De Santa Brígida hasta Vega de San Mateo y su montaña de la Bodeguilla, un bellísimo mirador natural. Cerca de aquí tienes Teror, uno de los rincones más antiguos de la isla y capital religiosa de Gran Canaria pues en él se halla la Basílica de Nuestra Señora del Pino, construida en el siglo XVIII y declarada Patrimonio Histórico-Artístico.

La ruta continúa por Arucas, municipio que se levanta a los pies del volcán apagado del mismo nombre y que cuenta con un patrimonio de gran interés. Desde aquí pasamos a visitar Santa María de Guía, cuyo casco urbano está declarado Monumento Histórico Artístico Nacional desde 1982.

Una vez aquí ponemos fin a nuestra ruta llegando a Agaete, uno de los pueblos más turísticos de la costa de Gran Canaria. Hasta hace unos años contaba con el famoso Roque Partido, más conocido como el Dedo de Dios, pero fue destruido por una tormenta en el 2005.

Por último puedes llegar hasta Puerto de las Nieves, una villa típica de pescadores y en donde destacan sobremanera sus impresionantes acantilados.

Esta ruta la puedes hacer perfectamente en un día, aunque si tienes tiempo suficiente lo mejor es dedicarle un par de jornadas. Así puedes disfrutar de todas las visitas, excursiones y demás. Gran Canaria merece mucho la pena.

Foto Vía El Patio Agaete

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *